Balance de las Asamblea de Izquierda Unida de Sevilla

Balance de las Asamblea de Izquierda Unida de Sevilla

Triunfo de las posturas 'no oficialistas'

Agustín Romero
(Delegado por la Asamblea Macarena Sevilla)

Aunque los papeles de los actores se intercambian con facilidad en estos tiempos de crisis ideológica de las organizaciones tradicionales de izquierda, la situación de liderazgo del que otrora fuera el principal partido de la clase obrera, está haciendo que el guión de los posicionamientos de sus dirigentes en IU, se esté desarrollando con una política de zigzag en todo el Estado, al primar más, el quítate tú, para ponerme yo de Coordinador General, que el debate de las ideas y proyectos. Esto conlleva que, una vez más, la dirección no esté sacando las conclusiones que debiera. Si a esto le añadimos el varapalo que están cosechando los equipos dirigentes por las críticas de las bases, se explica la actitud de Antonio Romero, su insistencia en mantenerse como dirigente de IU de Andalucía, con el apoyo de Felipe Alcaraz, sin ni siquiera sacar conclusiones de lo que demandan las Asambleas Locales, que por enésima vez han pedido la dimisión de su cúpula dirigente.

Esta situación de incertidumbre constante está haciendo que las Asambleas Provinciales que se están desarrollando en estos días, para el debate de las 70 preguntas del Consejo Político Federal, se esté convirtiendo más en un referéndum de apoyo a los 'equipos' locales, provinciales o andaluz, que en un debate con detenimiento de las dichosas preguntas. El 'que hablen las bases' (como si las bases no hubieran ya hablado, en el terreno de miles de resoluciones pidiendo la dimisión) se está convirtiendo en una lucha por estar en el mejor punto de partida, de cara a la XIII Asamblea andaluza de octubre que se presenta más movida que la que tuvimos a final del año pasado.

Si hay algo que destacar en la Asamblea Provincial de Sevilla ha sido la aportación una vez más de las ideas y el programa que viene defendiendo la Asamblea Local de Macarena-San Jerónimo y presentadas a debate. Como dijo un delegado de la Asamblea local de Triana, fue de los pocos que plantearon algo de racionalidad política, entre tanta lucha por puestos y poder. A destacar que la ponencia asumió la aportación de Macarena, en lo que concierne al ámbito Provincial del programa presentado (el Programa Político aprobado por la Asamblea Local de Sevilla) que defiende la Nacionalización de las Cajas de Ahorros, un Plan de Viviendas, las 35 horas por Ley, declaración de non gratas de las ETTs, un Salario digno para cada trabajador, control de los trabajadores de la administración pública, participación ciudadana, no a la privatización de las empresas municipales, y que los representantes de IULV.CA (concejales) cobren el salario medio de un obrero, etc, etc.

Ahora bien, hay que recordar que el programa que se defendió en la campaña electoral (carteles, folletos, pasquines, eslóganes, etc.) de las elecciones pasadas, en lo referente a lo municipal (y ahí están las hemerotecas), excepto el programa de vivienda,y lo del Plan General de Ordenación Urbana, no tenía mucho que ver con lo aprobado en la Asamblea. Esperemos que no pase también lo mismo en la próxima Asamblea Andaluza, y es que la base plantee un rumbo y los dirigentes otro.

¿Quiénes son los críticos y quiénes los oficialistas en Cádiz y Sevilla?
Lo mismo que ocurriera el sábado 17 de junio en la IX Asamblea Provincial de Cádiz, en la XI de Sevilla celebrada el día 18 también se presentaron dos listas las 'oficialistas' y la 'crítica', aunque los protagonistas son los mismos, (pero poco programa y pocas ideas) mientras en Cádiz la CUT apoyaba a los 'críticos' en Sevilla apoyaba a los 'oficialistas'. ¿Quiénes son unos y quiénes otros? La verdad sea dicha de paso, unos son críticos u oficialistas, no dependiendo de si se defiende un programa marxista y otro socialdemócrata, sino dependiendo de si son los dirigentes o la oposición: a nivel local, provincial, andaluz o federal, es por lo que los mismos intérpretes pueden ser a la vez críticos u oficialistas, aunque a veces también es por afinidades personales, cosas de la vida, o de la dialéctica.

Mientras la dirección andaluza se jacta de decir que 'no tutela ninguna candidatura ni intervendrá en ningún proceso asambleario', sólo los ingenuos se lo creen, 'el debate de las ideas que prevalecen sobre las listas' se convierte en su contrario: cada 'plataforma de militantes' tiene detrás algún dirigente: en Cádiz la candidatura de Ignacio García apoyado por Willy Meyer y Felipe Alcaraz ha contado con el 54% de los votos, y la encabezada por la ex-parlamentaria Ángela Aguilera tuvo el 46%. Ésta última contó con el apoyo de José Antonio Barroso, Alcalde de Puerto Real, que iba uno de los últimos en la lista y la CUT, tanto la 'oficialista' de Ignacio como la 'crítica' de Ángela contaban con destacados dirigentes del PCA de Cádiz.

En la Asamblea celebrada en Sevilla ha sido donde la dirección actual de Andalucía representada por Antonio Romero, Willy Meyer, Diego Valderas y Felipe Alcaraz ha cosechado su mayor derrota, la lista de la actual Coordinadora, Concha Caballero, ha obtenido el apoyo del 72% de los votos emitidos, por el 28% conseguido por la de Agustín Pavón, Coordinador local de IULV.-CA de Camas (Sevilla), el resultado: 184 votos por 69, 14 abstenciones y 4 nulos, de los 366 delegados de los cuales el 91% (el restantes 9% eran miembros de la anterior Consejo) habían sido elegidos por las asambleas locales, y la votación del informe político de Concha que fue aprobado por 87 votos contra 26 y 8 abstenciones, demuestra y confirma aún más lo dicho anteriormente. Los 80 miembros del Consejo Provincial se reparten 58 para la 'oficialista' por 22 para la 'crítica', mientras que en la lista primera van la CUT-BAI Independiente, PASOC, Críticos de CCOO, JCA y PCA, en la otra iban: PCA, Independientes, Críticos de CC.OO del sector de Antonio Rodrigo Torrijos, JCA, a ésta última la apoyaba Felipe Alcaraz y Paula Garvín concejala de Sevilla que iba simbólicamente la última en la lista.