EL ESCUDO DE ARAGON, HISTORIA Y COMPOSICION
        

HISTORIA

El Escudo de Aragón en su forma actual, con cuatro emblemas o 'cuarteles', ha cumplido en 1999 medio milenio de existencia; aunque tres de sus cuatro componentes son mucho más antiguos. Apareció en la primera historia oficial de Aragón, obra de Gauberto Fabricio de Vagad. Soldado y escritor, monje cisterciense al final de su vida, fue alférez de don Alonso de Aragón, Arzobispo de Zaragoza y lugarteniente del Reino en nombre de su hermano, Fernando 'El Católico', monarca del que Guaberto Vagad fue Cronista Mayor. Escribió su historia 'por mandato y ruego de los Señores Diputados del Reyno de Aragón'. Fue editada en Zaragoza, por las prensas del impresor alemán y 'magnifico maestre Paulo Hurus, de la imperial ciudad de Constanza', el 12 de septiembre de 1499. En la cubierta de esta 'Crónica de Aragón' -aquí reproducida- aparece, de mano anónima, un hermoso grabado con blasón de Aragón, en el que figura un primer cuartel innovador: el Arbol de Sobrarbe. Los otros tres emblemas som mucho más antiguos. Pero esta versión fue la que se convirtió en escudo de Aragón. En tiempos más recientes, opinó en su favor la Real Academia de la Historia (1921) y fue asumido (1987) por la Diputación General de Aragón desde el momento mismo de su renacimiento constitucional.

El escudo de Aragón expresa la historia milenaria del Reino desde sus orígenes remotos. Sus tres primeros emblemas resumen sendas batallas ganadas, según la leyenda, por los aragoneses con auxilio celestial, sibolizado en tres cruces.

El Arbol de Sobrarbe (Primer cuartel) y La Cruz de Iñigo Arista (Segundo Cuartel) recuerdan las luchas de los montañeses del Pirineo aragonés oriental (el Arbol) y occidental (la Cruz) en los siglos iniciales de la ocupación musulmana. Rememoran, ademas, la ancestral vinculación de Aragón y Navarra (pues Arista fue caudillo de aragoneses y pamploneses) y la doctrina aragonesa (basada en los míticos fueros de Sobrarbe) del predominio de la ley sobre el rey, de donde procederían las famosas 'libertades aragonesas'.

El tercer cuartel recuerda la toma de Huesca en 1096 por Pedro I y por su hermano, el futuro Alfonso I 'El Batallador' (que tomaría Zaragoza en 1118), con ayuda de San Jorge a caballo, cuya cruz roja sobre planta es lo principal del símbolo.

Por último, las Barras de Aragón (cuarto cuartel), que incorporó, por pacto matrimonial suscrito por Ramiro II, a la Casa de Barcelona (1137) y, por conquista de Jaime I, los Reinos de Mallorca (1229) y de Valencia (1238).

Aragón timbra o remata hoy su blasón de armas con una corona real de oro, abierta, en recuerdo de su antigüedad, pues la corona cerrada con bonete rojo se usa, en España, desde la Casa de Austria. La bandera de Aragón es el antiguo Señal Real de la Casa de Aragón, con escudo de 1499, coronado. En España y fuera de ella, el Señal de Aragón hermana, con sus barras, a Aragón con otras tierras y paises y, en especial, con Cataluña, Baleares y Valencia, que han formado con las barras sus respectivas 'senyeras'. Mallorca y Valencia las obtuvieron de los reyes en el siglo XIII y Cataluña las adoptó en el siglo XVIII. El Señal de Aragón representa, así, a toda la Corona de Aragón en el escudo de España.

El Justicia de Aragón emplea el escudo de 1499, con su Angel, para simbolizar la vigilancia y protección de los derechos de los aragoneses.

COMPOSICION

'Primer cuartel, sobre campo de oro, una encina desarraigada, con siete raigones, en sus colores naturales, coronada por cruz latina cortada y de gules (color rojo).

Segundo, sobre campo de azur, cruz patada (con los brazos que se ensanchan) de plata, apuntada en el brazo inferior y adiestrada en el cantón de jefe (en la parte superior derecha del cuartel).

Tercero sobre campo de plata, una cruz de San Jorge, de gules cantonada (con uno en cada esquina) de cuatro cabezas de moro, de sable (color negro) y encintadas (con diadema colgante) de plata.

Cuarto, sobre campo de oro, cuatro palos gules, iguales entre sí y a los espacios de campo.

El escudo va timbrado con Corona Real abierta de ocho florones, cuatro de ellos visibles, con perlas, ocho flores de lis, cinco visibles, con rubíes y esmeraldas en el aro, en proproción (de altura) con el escudo de dos y medio a seis'.

 

Textos y Gráficos extraidos de la publicación de Institución 'Fernando el Católico'.