Las Lagunas de Ruidera  
Lagunas de Ruidera
LUGARES POR DONDE PASA LA RUTA

Alcázar de San Juan, Tomelloso, Castillo de Peñarroya, Ruidera, Cueva de Montesinos, Ossa de Montiel, Casas del Rincón, Casa Nueva y Villarobledo.

NIVEL Y DURACIÓN
Consta de 137 kilómetros y discurre por un terreno totalmente llano hasta cerca de Ruidera, con ondulaciones ligeras en las cercanías del parque natural de las Lagunas de Ruidera. Realización en 2 días.
SALIDA Y LLEGADA A MADRID

Desplazamiento en tren regional *
Atocha: 9,00 y llega a las 10,26 a Alcázar de San Juan
Villarrobledo: 18,19 y llega a Madrid a las 20,35

*en el caso de ser más de cinco bicicletas hay que pedir permiso a RENFE, llamar a Antonio Molsalve 91 506 66 51.

DESCRIPCIÓN
Alcázar de San Juan es otra de las confluencias de trenes principales dentro del entramado nacional. Después de dar una vuela por el centro del municipio, con una iglesia de estilo gótico flamígero y una calle peatonal llena de comercios por donde fluye la vida, siempre que el tiempo lo permite; nos dirigimos hacia el sur por una llanura sin fin hacia Tomelloso a lo largo de una carretera, dejando a nuestra izquierda los evocadores molinos de viento que tanto nos recuerdan las andanzas de Don Quijote por estas tierras.
Tomelloso es un pueblo grande pero que sigue las tendencias constructivas de la provincia, con casas bajas y encaladas, con zócalos y puertas de colores llamativos. La plaza principal, en donde se encuentra el ayuntamiento, y la iglesia son los puntos neurálgicos. Seguimos hacia el sur para tomar una pequeña carretera comarcal que nos llevará hacia el embalse de Peñarroya y el castillo cristiano que lo preside, para luego discurrir por una ascendente carretera hacia el pueblo de Ruidera.
En Ruidera encontraremos un centro de interpretación del parque natural de la Lagunas de Ruidera en donde podremos ver cuales son las diversas lagunas y como visitar, tanto por camino como por carretera, esta interesante zona. El color de las aguas y las formaciones de las cascadas, junto con la pecualiar vegetación y fauna parece retornarnos al paraíso nunca antes conocido, como si de una revelación se tratara.
Visitamos poco después la afamada cueva de Montesinos, igualmente mencionada por Cervantes en su libro más célebre. Salimos de este reducto de agua y vida para llegar al pueblo de Ossa de Montiel en donde cogeremos una tranquila carretera comarcal que nos llevará por terrenos cada vez más llanos hasta la localidad de Villarrobledo, en donde podremos coger de nuevo el tren para volver a Madrid.

 

FOTOGRAFÍAS:
Ampliar foto
Ampliar foto
Ampliar foto
Ampliar foto
Ampliar foto
Ampliar foto

 

Mapa
MAPA
Volver a excuriones
VOLVER A EXCURSIONES