resumen - corona española monarquía

Índice
principal
resumen
capítulos
baro
balduino
la granja de san ildefonso
enlaces
vallabriga
amor de rey
¿republicanos o españoles?
  
Resumen de "Nuevos y  viejos problemas en la Sucesión de la Corona Española"

Los matrimonios morganáticos de las Infantas doña Elena y doña Cristina así como el noviazgo, en su día, del actual Príncipe de Asturias con doña Isabel Sartorius, dieron una nueva actualidad a la Pragmática de Carlos III sobre matrimonios desiguales. De esa famosa pragmática se sirvió Alfonso XIII para despojar a sus dos hijos mayores de sus derechos al trono en favor de don Juan de Borbón, padre del actual monarca.


Nuestra Constitución, en su título sobre la Corona, adolece de falta de precisión y permite toda clase de suposiciones acerca de cuáles son las normas que en España rigen hoy por hoy la Sucesión al trono. El problema se origina en el hecho de  que don Juan Carlos fue instaurado por Franco, no como descendiente de una dinastía sino como sucesor del Caudillo. Como don Juan Carlos no quería deber nada a la Dictadura, los padres constitucionales redactaron el artículo 57 de la Constitución con tan mala fortuna que el texto permite toda clase de elucubraciones. En efecto, en ese artículo se define a don Juan Carlos como legítimo heredero de la dinastía histórica, frase que no aporta nada al hecho de que don Juan Carlos sea Rey pero que da pie a que se puedan considerar vigentes las normas tradicionales de Sucesión en la Casa Real española. Y es que si don Juan Carlos es legítimo heredero de la dinastía histórica, lo es en la medida que su padre, don Juan, renunció a sus derechos y la legitimidad de don Juan venía dada por la renuncia de sus hermanos mayores, en razón de esas normas de la Casa Real. Nuevos y viejos problemas en la Sucesión de la Corona Española se centra precisamente en la Pragmática de Carlos III. Se pretende demostrar en esas páginas que esa norma fue creada por Carlos III para despojar a su hermano el infante don Luis de sus derechos y que siempre se ha aplicado como pretexto por parte de gobiernos conservadores o del mismo Alfonso XIII para apartar del Trono a quiénes les venía en gana. Planteado de esta forma el problema en su dimensión histórica, el libro se centra en las condiciones que debe reunir el heredero de la corona y en la necesidad apremiante de que se apruebe una Ley de Sucesión, modificando si es preciso la Constitución, con el fin de conjurar cualquier duda futura acerca de quién ostenta derechos sucesorios.


El autor también aborda la delicada y crucial cuestión de los derechos de los hijos naturales en el marco de la Sucesión a la Corona.


Tras un anexo documental, la obra concluye centrándose en la ascendencia y familia de Teresa de Vallabriga, mujer que fue del Infante don Luis. Doña Teresa y sus hijos fueron las primeras víctimas de la Pragmática de Carlos III. Aquel monarca consideraba ese matrimonio como desigual, porque doña Teresa no descendía de reyes, por lo menos en apariencia. Ese capítulo se centra, precisamente, en la ascendencia y relaciones familiares de la mujer de don Luis, y entre otras cosas se destaca el lejano parentesco de Teresa Vallabriga, Rozas, Español, Drummond con la realeza escocesa ya que doña Teresa era bisnieta de John Drummond, primer duque de Melfort, hermano de James Drummond, primer duque de Perth. A Carlos III no se le informó de ese extremo porque los Drummond estaban íntimamente relacionados con la dinastía de los Estuardos.


Escrita en 1997 y editada en 1999, la obra de Luis Español ha resultado profética en numerosos extremos. Tras distintas relaciones, el Príncipe de Asturias se decidió a contraer nupcias morganáticas con doña Leticia Ortiz Rocasolano. Por otra parte los tribunales han concedido a don Leandro Ruíz Moragas, ahora Leandro de Borbón, hijo extramatrimonial de don Alfonso XIII, el pleno reconocimiento de su filiación natural.