Cuando Preciosa el panderete toca

Cuando Preciosa el panderete toca
y hiere el dulce son los aires vanos,
perlas son que derrama con las manos;
flores son que despide de la boca.

Suspensa el alma, y la cordura loca,
queda a los dulces actos sobrehumanos,
que, de limpios, de honestos y de sanos,
su fama al cielo levantado toca.

Colgadas del menor de sus cabellos
mil almas lleva, y a sus plantas tiene
Amor rendidas una y otra flecha.

Ciega y alumbra con sus soles bellos,
su imperio Amor por ellos le mantiene,
y aún más grandezas de su ser sospecha.

Miguel de Cervantes y Saavedra


   Novelas Ejemplares. La Gitanilla    

Incluido en Sonetos de amor. Selección de 150 sonetos de la lengua española. Edición de Víctor de Lama. (Versión tomada de Novelas ejemplares, I. Ed. Harry Sieber. Madrid. Cátedra. Letras Hispánicas, 105. 1982). Biblioteca Edaf - 207. Editorial EDAF S.A. ISBN 8441400318



amazon.com

loslibros.com