Tres hombres hacían una caminata e inesperadamente tropezaron con un río grande

Tres hombres hacían una caminata e inesperadamente tropezaron con un río grande, rabioso y violento. Necesitaban cruzar al otro lado pero no tenían idea de cómo hacerlo.

 

El primer hombre oró a Dios, diciendo, "Por favor Dios, dame la fuerza para cruzar este río". Y... ¡Poof!... Dios le dio brazos grandes y piernas fuertes, y pudo nadar por el río y cruzarlo en aproximadamente dos horas, después de que casi se ahoga un par de veces.

 

Viendo esto, el segundo hombre oró a Dios diciendo, "Por favor Dios, dame la fuerza y las herramientas para cruzar este río." Y... ¡Poof!... Dios le dio un bote de remos y pudo remar y cruzar por el río en aproximadamente una hora, después de que casi se voltea el bote un par de veces.

 

El tercer hombre había visto como batallaron los otros dos, y también oró a Dios diciendo, "Por favor Dios, dame la fuerza, las herramientas y la inteligencia para cruzar este río." Y... ¡Poof!... Dios lo convirtió en una mujer. Miró el mapa, hizo una caminata de unos metros, y entonces...

cruzó el río por el puente!!!