Cuatro siglos celebrando San Juan
Trelles Paraíso Natural

>>INICIO
>>FIESTAS 2004
>>SITUACION
>>HISTORIA
>>FOTOS
>>SERVICIOS
>>FORO
>>ENLACES
>>CONTACTAR
>>DESCARGAS
>>TURISMO
>>NOTICIAS
>>AGRADECIMIENTO
>
>FIRMAR LIBRO DE VISITAS
>>ALBUM DE FOTOS
>>ENTRETENIMIENTO


 


Cuatro siglos celebrando San Juan

Constantino . Párroco

 

Hacia el mil seiscientos veinte se creaba la Parroquia de Trelles, y se ponía bajo el patronazgo de SAN JUAN BAUTISTA. No hay datos de cómo se celebraba la Fiesta Patronal. Pero, sin duda, se tributaba un culto solemne al Santo el día 24 de Junio.

 

La religiosidad popular de los siglos pasados se apoyaba principalmente en el culto a los Santos. Se sentía la necesidad de establecer una relación con Dios, que no era considerado como un valor supremo y principio incondicional, sino como un poder que puede plegarse en beneficio propio por mediación de los santos; a través de los santos se hace petición de favores espirituales y materiales y de ostentosa manifestación de gratitud por las gracias que se creen recibidas. En esa religiosidad se manifiesta la exigencia de asegurarse contra las incertidumbres que marcan la vida del hombre por lo que atañe al trabajo y a la salud; se manifiesta la exigencia de diversión y de contacto comunitario para salir de la rutina de cada día; de ahí también la fiesta profana folclórica y la reunión familiar en torno a una comida extraordinaria.

 

Después de un largo período de olvido, también de desprecio, a consecuencia de un cambio de sensibilidad religiosa y política, de las amargas decepciones que acompañan a la crisis de la civilización tecnológica y de la búsqueda de nuevas síntesis antropológicas y teológicas, la religiosidad popular suscita hoy día un enorme interés, precisamente por los valores humanos y religiosos que se ponen de manifiesto en ella. Juan Pablo II subraya que en la piedad popular se manifiesta «una sed de Dios que sólo pueden conocer los sencillos y los desprendidos». Por otra parte, esta religiosidad hace posible la generosidad y sacrificio hasta el heroísmo, cuando se trata de manifestar la fe. Comporta un hondo sentido de los atributos de Dios: la paternidad, la providencia, la presencia amorosa y constante. Engendra actitudes interiores que raramente pueden observarse en el mismo grado en quienes no poseen esa religiosidad: paciencia, sentido de la cruz en la vida cotidiana, desapego, aceptación de los demás, devoción, etc. Que estos valores, que suponen fe, nos sirvan para conectar con la fe profunda de nuestros antepasados creadores de esta fiesta en honor de 5. Juan Bautista.

 

Fuente: artículo extraído del libro de TRELLES Fiestas de SAN JUAN 1996, página 3 escrito por Constantino.

 

Atrás ] Principal ] Indice ] Siguiente ]

ir arriba

ULTIMA ACTUALIZACIÓN DEL ARCHIVO: Miércoles, 8 Junio, 2005 16:48

 


© by Carmageddon 2005
Página optimizada para una resolucion de 1024x768
(He cambiado la web para que cargue mas facil y no moleste tanto la vista,
si veis que no carga bien alguna pagina quizás debáis
actualizar vuestro navegador web, recomiendo que os bajéis el internet explorer 6, )
Cualquier comentario o sugerencia a: carmagedon54@iespana.es