San Juan protagonista
Trelles Paraíso Natural

>>INICIO
>>FIESTAS 2004
>>SITUACION
>>HISTORIA
>>FOTOS
>>SERVICIOS
>>FORO
>>ENLACES
>>CONTACTAR
>>DESCARGAS
>>TURISMO
>>NOTICIAS
>>AGRADECIMIENTO
>
>FIRMAR LIBRO DE VISITAS
>>ALBUM DE FOTOS
>>ENTRETENIMIENTO



 


San Juan, protagonista


Un año más vamos a celebrar, en Trelles, las fiestas en honor del Patrono de la Parroquia, San Juan. Y queremos que él sea el PROTAGONISTA de las mismas.

No sabemos de su nacimiento, pero lo celebramos en ese día del solsticio de verano desde que, en el siglo IV, los cristianos decidieron reservarle un recuerdo especial en la liturgia.

Mucha tenía que ser la consideración de esta persona para asignarle una fiesta muy arraigada en las culturas agrícolas y ganaderas. Era la fiesta que marcaba el medio año y la señal del comienzo de la recogida de las cosechas, la llegada inminente de los frutos, el comienzo de la abundancia tras los meses del invierno, la llegada del calor tras la fría espera y los anuncios primaverales. Porque esos mismos rasgos se vieron en la figura de Juan Bautista.

Tras mucho tiempo de espera ansiosa, cultivada por los anuncios de una tradición profética que iba despertando y manteniendo la esperanza como las flores que en los meses primaverales se van sucediendo en la cadena de señales que marcan la llegada del calor y los frutos, Juan Bautista representaba esa última planta que, por fin, anuncia con su despertar el comienzo del verano.

Él era el último de los anunciadores de un futuro definitivo, del verano para la humanidad, de los tiempos de la justicia, de la era de la paz y, sin saberlo, del Amor.

Él supo recoger las inquietudes, preocupaciones, necesidades, anhelos, decepciones y esperanzas, y darles cauce expresivo en su palabra y en su vida, enlazándolo con un Dios que significaba comprensión y realización.

Cuando en su tiempo existía un malestar religioso porque los representantes de la religión no entendían las inquietudes profundas de su pueblo, él las entendió, las expresó y les hizo esperar una acción inminente de Dios para iniciar su realización.

Lástima que su personalidad consecuente le hizo molesto al poder político y al religioso. Como siempre. Si Herodes no lo hubiera asesinado para satisfacer un capricho cortesano, se habría alegrado mucho porque el futuro que anunció fue mucho más de lo esperado. La sed de justicia se quedó pequeña ante la experiencia de amor y perdón que provocaba Jesús.

La realidad desbordó, con mucho, lo que él imaginó. Tanto lo desbordó, que llevamos dos mil años y no hemos podido asumirlo y disfrutarlo. Estamos todavía, como él, atados a un concepto de justicia que nos impide celebrar con entusiasmo tanto amor. Es posible que, como él, estemos mentalmente en el Antiguo Testamento.

Constantino, Párroco.

Fuente: artículo extraído del libro de TRELLES Fiestas de SAN JUAN 2002, página 45 escrito por Constantino.

 

Atrás ] Principal ] Indice ] Siguiente ]


 

ir arriba

ULTIMA ACTUALIZACIÓN DEL ARCHIVO: Miércoles, 8 Junio, 2005 16:51

 


© by Carmageddon 2005
Página optimizada para una resolucion de 1024x768
(He cambiado la web para que cargue mas facil y no moleste tanto la vista,
si veis que no carga bien alguna pagina quizás debáis
actualizar vuestro navegador web, recomiendo que os bajéis el internet explorer 6, )
Cualquier comentario o sugerencia a: carmagedon54@iespana.es