PASAJE DE GUTIÉRREZ

 

Mercurio, dios del Comercio

 

 

 

Pasaje de Gutiérrez

 

 

 

 

 

 

Mercurio

 

 

 

El Pasaje, hermano menor de la Galería Víctor Manuel de Milán, se estructura en dos calles que se unen en una pequeña plaza central que está presidida por una bella representación de Mercurio, la divinidad romana del Comercio, copia de la de Juan de Bolonia.

 

Otros elementos decorativos que sobresalen en esta galería son sus interesantes puertas de acceso, elaboradas en rica rejería, así como un grupo escultórico infantil que sujeta un reloj en el acceso que conduce a la calle Fray Luis de Granada. El viajero que recorre el Pasaje debe reparar también en las interesantes pinturas que plasman diversas representaciones de la Industria, la Agricultura, el Comercio y el dios Apolo.

 

El aire que impregna al Pasaje de Gutiérrez, evocador de otros momentos que el tiempo ha consumido, es ya claramente distinto al del resto de la ciudad. La galería evoca otros ritmos de vida, otras vivencias que se nos muestras cada vez más alejadas de nosotros. Solo los nostálgicos, e invitamos al lector a que lo sea, podrán apreciar los juegos de colores que en primavera produce la luz tamizada que todavía hoy sigue penetrando por la cubierta de cristal de este bello rincón vallisoletano.

 

 

 

 

 

Pasaje de Gutiérrez