Más allá de Walden Dos, por la Comunidad Walden.

English

Español

LA COMUNIDAD WALDEN

Descripción de la Comunidad

Más allá de Walden Dos

Enlaces

 

Más allá de Walden Dos

Para las personas que iniciamos la comunidad Walden, la lectura de la novela Walden Dos, de B.F. Skinner, fue nuestro primer contacto con la idea de comunidad intencional. Fue pues un libro fundamental que nos puso en el camino del mundo comunitario; y más concretamente nos llevó a buscar una vida comunitaria radical, igualitaria, compartitiva y con educación comunitaria; sólidamente asentada en la teoría y práctica de la psicología científica; y firmemente decidida a constituir una alternativa completa al modelo de sociedad dominante, a través de una profunda transformación cultural. 

Cuando nos conocimos, después de varias visitas a la Comunidad Los Horcones, en México, y de otras vivencias en diferentes tipos de comunidades intencionales en Gran Bretaña, decidimos fundar una nueva comunidad, pues no habíamos encontrado ninguna donde pudiésemos satisfacer nuestras aspiraciones de transformación social fundamental (ver Enlaces: Comunidades Intencionales).

En esta altura reflexionamos y debatimos profundamente sobre los puntos fuertes y las limitaciones del modelo Walden Dos, y llegamos a la conclusión de que para construir una cultura viable y verdaderamente desarrollada era imprescindible "ir más allá de Walden Dos". Los Horcones afirman que ellos constituyen una "Comunidad Walden Dos" no porque se basen en el libro, sino porque se basan en el Análisis Experimental de la Conducta y su filosofía, el Conductismo Radical (corriente de la psicología y visión del mundo a las que Skinner dedicó su vida). Para nosotros empezaba a quedar claro que bastaba este aspecto para decidir que no íbamos a ser una "Comunidad Walden Dos". 

Nos pareció esencial desarrollar una visión amplia e integradora de la psicología científica. Nuestra experiencia de los desafíos que plantea cada día la vida comunitaria y la construcción de la cultura Walden nos reafirma cada vez más en esta idea. Dicha visión incluye aportaciones relevantes para nuestra cultura de la psicología del desarrollo, la psicología cognitivo-conductual (incluida la terapia racional emotiva del comportamiento), la psicología social, la psicología preventiva, la psicología del ambiente, el análisis experimental de la conducta y, en general, de cualquier corriente o modelo que tenga no sólo coherencia conceptual y base empírica, sino que también aporte consecuencias positivas a través de su lenguaje, dada la importancia de éste no sólo en la descripción de la realidad sino también en su construcción. A título de ejemplo, dejando de lado las objeciones que pueden hacerse a la coherencia conceptual y base empírica de la psicoanálisis o de la astrología, un análisis de la realidad que estos modelos construyen, de las consecuencias de su lenguaje en el comportamiento de las personas que buscan ayuda en ellos, es para nosotros argumento suficiente para no tomarlos en consideración para nuestro proyecto.

Consideramos que la diferencia entre esta visión integradora y otra basada esencialmente en la psicología conductista (por ejemplo) tiene por sí sola consecuencias dramáticas no solo en la capacidad de la comunidad para solucionar dificultades y avanzar, sino también en la propia definición de los objetivos del cambio, y en la amplitud y solidez de nuestras bases filosóficas y epistemológicas, lo que afecta profundamente nuestra visión del mundo y nuestras decisiones en todas las áreas de la vida. También afecta de forma crucial nuestras posibilidades de alcanzar una verdadera intimidad (compartir y reconocer los pensamientos y sentimientos de todos, sean del tipo que sean) y por tanto la amistad profunda y auténtica sobre la que queremos construir nuestra estructura social (ver Enlaces: Psicología).

A pesar de todo lo anterior, decidimos elegir el nombre "Walden" para la comunidad (quitando el "Dos"), porque creemos que con nuestro pensamiento y nuestra vida continuamos y desarrollamos una corriente de ideas sobre transformación de los fundamentos de la sociedad de la que son representativos, entre otros, los libros Walden o la vida en los bosques de H. D. Thoreau y Walden Dos de B. F. Skinner, si bien está claro que viene de más atrás. Pensamos que este nombre puede servir de estímulo para otras personas a quienes estas lecturas hayan "tocado" intensamente, como a nosotros, y que al mismo tiempo no destaca la figura ni la obra de ningún autor en particular (deriva en última instancia del nombre de un lago de Massachussets, Estados Unidos), de acuerdo con nuestra filosofía igualitaria.

Aunque no consideramos imprescindible que una persona que piense en la posibilidad de formar parte de esta comunidad haya leído Walden Dos, conocer el impacto que el libro pueda tener en ti y tus reflexiones sobre él puede ser muy importante para la previa y profunda comunicación escrita que incentivamos con las personas que se plantean ser miembros (ver Descripción de la Comunidad).

Mayo de 2004.

Arriba